No queda nadie

Es que no se puede uno fiar de nadie.

Ahora nos cuentan (pincha aquí) que Robin Hood, aquel héroe de la infancia que nos enseñó lo justo que resulta robar a los ricos para repartir la riqueza entre los pobres, pues ése mismo no era más que un sicario.

Lo dicho, ya no queda nadie a quien creer.
Anuncios

Un comentario en “No queda nadie

  1. Muy categórico, ¿no? 😉 Cierto que la noticia puede llevar a desilusión, otra cosa es que no quede nadie de quien poder fiarse, no pongamos en los hombros de Robin Hood toda nuestra fe en la humanidad, por poca que sea.
    Saludosssss.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s