adiós

No te llevaré conmigo. Ya demostraste que no valía la pena. Ni siquiera generaré odio o rencor en tu nombre. No dejarás huellas en mi memoria. Mi hígado no excretará más bilis de la necesaria. Mi corazón palpitará al ritmo adecuado. No construiré una frase perfecta para tirártela a la cara. No recorrerás los decorados de mis pesadillas. Tu nombre se transformó en silencio. Tu imagen se perdió en el tumulto de la calle. Ni siquiera sé porque te cuento que te arrojaste a la trituradora de mi olvido.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s